Situado en un complejo residencial en el norte de Madrid, la Casa de la Memoria es otro proyecto de gran alcance que añade a la impresionante cartera de estudio de arquitectura A-cero, dirigido por Joaquín Torres y Rafael Llamazares. La residencia fue incorporado cuidadosamente dentro de los pinos y robles, el sitio muestra un exterior audaz, definido por el mármol blanco, madera de bambú y las formas curvas.

Estructurado en tres niveles, la casa tiene capacidad para tres habitaciones con baño privado en el primer piso, área social en el nivel medio y el garaje, zona de servicio y otras instalaciones en el sótano. Los arquitectos describen con más detalle el enfoque de diseño: “sugerentes formas de la arquitectura se introducen en el interior de la casa gracias a un diseño de muebles con un montón de curvas. Hay que destacar la cocina, con un diseño de A-cero que sigue el hilo del proyecto. El acabado es de madera y Corian blanco. El mobiliario de la casa combina los diseñados por A-cero con otros elementos escogidos por la propietaria, donde la simplicidad y la elegancia son la tendencia general. El color blanco, inundando la habitación, se mezcla con tonos más cálidos de marrones y grises . “


Mas >