Esta casa no sólo es grande por sí mismo, sino que también se encuentra en un lote de 30.000 metros cuadrados. La ubicación está a sólo pocos minutos de Beverly Hills, Bel-Air, Brentwood, y Sherman Oaks. El interior y el exterior es un buen ejemplo de diseño contemporáneo con un poco de inspiración de Asia. A pesar de que una gran cantidad de materiales como el suelo de bambú dentro de la casa tienen un color oscuro, la casa no se ve oscura. Está lleno de mucha luz natural y artificial y tiene un estanque koi increíble en el corazón de la casa. Además que las plantas estan cuidadosamente podadas y ubicadas en muchas salas que añade al espacio una sensación de confort. Afuera, una cuidada y amplia jardin de césped es acompañado por una enorme piscina de 65 pies con recinto de seguridad para los niños.

Aqui puede ver las fotos de la casa.